Cómo convertir tu casa en tu hogar

Dicen los estudios que si estás a gusto en tu casa, vivirás más feliz. Personalmente, creo que es muy importante buscar sacarle el máximo partido a tu vivienda lo antes posible porque si esperamos al momento perfecto, posiblemente nunca llegará. No hay excusas, todos deberíamos sentirnos a gusto en nuestro hogar. Así que, aunque vivas de alquiler, no tienes por qué sentirte un extraño en casa, ¡hazla tuya!

Para empezar, es imprescindible preguntarse: ¿qué sensaciones queremos conseguir?, ¿qué cambios hacen falta para lograr que se cumplan nuestras necesidades? No todos somos iguales, por lo que no debería haber dos casas idénticas. Debemos buscar que la nuestra al menos sea cómoda, funcional y bonita.  

El alcance de la intervención a realizar, pensando en si se debe entrar o no en obras, dependerá de lo que tengamos que cambiar. Hay formas de obtener resultados sorprendentes  sin entrar en procesos tan complejos como pueden ser las obras de reforma.

A continuación hablaremos de los elementos principales a tener en cuenta para conseguir que tu vivienda sea tu refugio.  Sin ningún orden en  concreto, son los siguientes:

ESTILO – Puedes elegir un estilo que te guste, otro distinto o una combinación de varios, pero lo que debes hacer sí o sí es personalizarla y adaptarla a tus gustos para que sea auténtica y la sientas realmente  tuya. Los pequeños detalles cuentan: desde un recuerdo de un viaje hasta una fotografía familiar. Incluso, si eres de los que te aburre tenerla siempre igual, puedes decorar según la estación en la que te encuentres. Elementos fácilmente intercambiables como piñas en invierno, algún centro con ramas u hojas  secas en otoño, conchas o estilo ibicenco en verano y jarrones con coloridas flores en primavera.

FUNCIONALIDAD – Además de contar con una distribución que se adapte a las rutinas que llevamos,  es importante un buen mobiliario que complemente y favorezca  las distintas actividades que llevamos a cabo en el día a día. En cuanto a los pequeños detalles, me gustaría recordar que las cosas bonitas están para utilizarlas: esto va, por ejemplo, por esa preciosa vajilla que solo utilizamos en navidad y que sería perfecta para lucir en esas cenas improvisadas con amigos. Disfrutemos más a menudo de estos pequeños tesoros que pueden hacer especial cualquier momento.

CONFORT – El descanso debería estar en los primeros puestos en la lista de lo que le pedimos a un hogar. Un buen colchón junto con un sofá en el que te puedas tirar horas sin levantarte, son imprescindibles. No nos olvidemos de la gran importancia de unas sillas cómodas, un básico a la hora de pasar las largas sobremesas que tanto nos caracterizan.

Confort y estilo
Vía 79 ideas

ORDEN – Qué voy a contar que no haya salido ya por aquí…Aplicado en este caso, se trataría de aprovechar  lo que tenemos en la medida de lo posible eliminando aquello que ya no cumpla su función. Hay que estar atentos y tener fuerza de voluntad, en cuanto detectemos que hay algo que no acaba de encajar debemos eliminarlo lo antes posible, si no acumularemos y luego resultará más difícil. Debemos contar con un espacio para cada cosa. Con un poco de disciplina, manteniendo el orden día a día y devolviendo las cosas a su sitio, todo sale más fluido.

LIMPIEZA – Diría que este punto va íntimamente ligado al orden. Evita guardar cosas innecesarias para que así sea más sencillo a la hora de ponerte a limpiar. Es recomendable ventilar las habitaciones al menos 30 minutos al día. Esto es muy personal y cada casa es un mundo, pero si creas rutinas el proceso resultará más ameno. ¡A nadie le gusta darse un atracón de quitar el polvo o lavar los platos!

organization closet
Pinterest

LUZ – Este punto se merece un post entero, por no decir varios. La luz natural debe aprovecharse al máximo, con la artificial hay que saber jugar. Sea cual sea, la iluminación en una vivienda es uno de los puntos clave. Un truco rápido: si no te entra mucha por las ventanas, utiliza los espejos en puntos estratégicos para multiplicarla.

Luz
Vía Wit & Delight

VIDA –  Plantas, plantas y más plantas. De todos los tipos y para todas las personas. No solo pueden ser bonitas, también alegran y aportan beneficios para la salud. Si eres como yo, que se me mueren a la primera de cambio, prueba con los cactus y las suculentas. Son super-resistentes y también están de moda. ¡Pon un cactus en tu vida!

Vida
Vía Lauren Conrad

COLOR – Se trata de encontrar la paleta de colores adecuada para cada caso apostando por el equilibrio entre los distintos tonos. Demasiados colores pueden saturar y muy pocos pueden aburrir.  Es recomendable contar con un tono neutro y claro en las paredes, pudiendo dar un toque especial en alguna que pueda ser significativa. Los colores más intensos y los estampados ponlos en elementos fácilmente intercambiables, como pueden ser los textiles. Otro punto clave: hay que pensar qué importancia se le quiere dar al mobiliario, pudiendo tener alguna pieza icónica combinada con el resto de muebles base.

Color
Vía Better Homes & Gardens

OLOR – Busca una fragancia que te defina. Que no sea excesivamente fuerte, pero que tenga personalidad. Puedes ponerla en sitios estratégicos. Si la ubicas en el recibidor, no solo tu casa olerá bien si no que al llegar te producirá una sensación fantástica de calidez y bienvenida.

TEMPERATURA – Al igual que no debemos estar con una chaqueta en verano, tampoco es natural estar en manga corta en invierno. Aprovéchate de la ventilación cruzada en verano, minimiza las pérdidas de calor en invierno.  Se trata de encontrar el equilibrio, de ser respetuosos con el medio ambiente y de ahorrar dinero.

SILENCIO – Un básico que no se suele tener en cuenta. No sólo deberíamos tomar medidas para aislarnos del ruido que proviene del exterior, ya sea de la calle o los vecinos, si no que debemos ser conscientes de que muchos electrodomésticos generan un zumbido que puede llegar a interrumpir la calma que deberíamos tener en casa. Es importante tomar medidas para solucionar ambos y poder disfrutar completamente de la tranquilidad cuando así se quiere.

Como has visto, hay muchos factores a tener en cuenta. Unos más complejos, otros no tanto. A veces no resulta fácil dar el paso para cambiar aquello que no nos acaba de gustar o no sabemos exactamente por dónde empezar.  Nosotras podemos ayudarte, ¡para eso estamos! Contáctanos y explícanos tu situación, buscaremos la mejor forma de conseguirlo.

Y tú, ¿te sientes completamente a gusto en tu casa?

Anuncios